Trolebuses en riesgo: ¿Por qué el transporte patrimonial de Valparaíso debiera ser rescatado?

  • El senador Kenneth Pugh, representante por la región de Valparaíso, y Felipe Ulloa, ex consultor CEPAL en infraestructura y transporte, entregan argumentos para concretar la inversión de $ 5 millones mensuales comprometida por el Gobierno en 2018.

Si pensamos en Valparaíso una de las primeras imágenes que se nos vienen a la mente es la de los trolebuses recorriendo sus calles. Sin embargo, este reconocible medio de transporte está viviendo un complicado momento, pues podrían dejar de existir si no se concreta el financiamiento que el Gobierno aseguró destinar el año pasado para su mantención.

Kenneth Pugh, senador por la Región de Valparaíso se mostró preocupado por la tardanza de los $ 6 millones adicionales mensuales que debían ser entregados. “Es el Estado quien ha firmado un convenio con la Unesco, por lo tanto, debe ser el primero en preocuparse para que el sistema siga funcionando, ya que los troles son parte del expediente por el que la ciudad obtuvo la calificación de patrimonio de la humanidad”, recordó.

Según el parlamentario independiente pro RN el modelo de troles está en crisis pues sin el apoyo de subsidios no podrá seguir funcionando ni tampoco ampliar su servicio a otros puntos claves de la ciudad.

“La situación de los troles es crítica porque sin que existan subsidios es imposible operar el sistema y el sistema no se financia. Estos sistemas de transporte son capaces durante la semana de mover 14 mil 500 personas, las que podrían perfectamente llegar a 22 mil si se extiende”, precisó.

El proyecto contempla además la línea catenaria y las líneas eléctricas hasta el sector del Barón de tal manera de conectar el trole patrimonial con el metro de Valparaíso, el otro transporte importante eléctrico, remarcó Pugh.

 

Carbono neutral

Una de las características más importantes de los trolebuses, además de haber contribuido a la calificación de Valparaíso como patrimonio de la humanidad, es que es un medio de transporte no contaminante.

Para Felipe Ulloa, ex consultor de la CEPAL en infraestructura, transporte y desarrollo, “todo sistema de carga eléctrica generado por energías renovables no convencionales es menos contaminante”, como es el caso de los trolebuses.

Justamente el senador Pugh llamó “privilegiar la electromovilidad y descarbonizar el país, por lo tanto, tenemos que sacar los combustibles fósiles, el diésel que se está ocupando en estos momentos en las máquinas del transporte urbano. No es aceptable que no estemos dispuestos como Estado a cumplir el tratado que tenemos con las Naciones Unidas y no es aceptable tampoco que estemos dejando fuera un sistema de transporte que no contamina y que es un ejemplo de movilidad”.

Finalmente, Ulloa aseguró que la mejor opción para una ciudad patrimonial como Valparaíso “siempre serán los trolebuses”. “Lo ideal sería hacer convivir todas las infraestructuras existentes; los trolebuses, los buses que existen para ciertos recorridos, los metros y si eventualmente llegan buses eléctricos con licitación. Puntualmente, se debe hacer una fuerte inversión en los trolebuses y mantenerlos como patrimonio de la humanidad para darle a la ciudad un carácter turístico, considerando que Valparaíso debería también transformarse en un puerto de cruceros bajo el concepto de patrimonio”, cerró.